IMG_4572

Establecer metas SMART para un salón exitoso.

Como propietario de un salón, establecer metas y motivar a tus peluqueros para alcanzarlas te da un objetivo claro y un conjunto de objetivos para guiarte hacia el éxito. Cada objetivo que alcanzar te lleva un paso más cerca de alcanzar la visión de su salón. Piensa en los objetivos como si fueran los puntos de control en una carrera. Si se establecen correctamente, sabrás que vas en dirección correcta cuando llegas a ellos. Pero los objetivos no son nada sin un plan de acción que te ayude a lograrlos. Ahí es donde entra en juego el establecimiento de objetivos SMART.

SMART es un sistema que ayuda a desarrollar objetivos alcanzables. El acrónimo significa:

  • Específicos (Specific) – ¿Son tus metas lo suficientemente precisas y claras? Especificar tus metas te ayuda a determinar dónde enfocar tus recursos y esfuerzos. En lugar de decir “quiero más clientes”, date un número. Ponte el objetivo de hacer 5 nuevos clientes a la semana. Cuantificarlo será mucho más fácil de medir que los objetivos generales, lo que nos lleva al siguiente indicador.
  • Medibles (Measurable) – Con el fin de medir tu progreso, tienes que poder cuantificarlo de alguna manera. Especifica la cantidad y los números que deseas alcanzar, así sabrás si tus esfuerzos están dando sus frutos.
  • Alcanzables (Attainable) – Si bien es importante tratar de superar tus expectativas personales y profesionales, debes hacerlo de una manera que no te lleve al fracaso. Tus metas deben motivarte, no desmoralizarte.
  • Relevantes (Relevant) – Asegúrate de que van en línea con tus valores y la filosofía de tu salón. Si los objetivos que está estableciendo no te importan a ti ni a tu empresa, estarás menos motivado para trabajar.
  • Con plazos determinados (Time-Bound) – Da un marco de tiempo realista a cada objetivo para crear un cierto sentido de urgencia. Notarás que una vez que has fijado un plazo, empezarás a pensar en los pequeños pasos que tienes que dar para alcanzar una meta en particular. Sin un plazo, es muy improbable que produzcas un resultado relevante..

ejemplo como un objetivo SMART:

Quiero ser un peluquero de seis cifras en 2020, basado en una división de comisiones del 50%. Esto es específico, medible, alcanzable, relevante y con plazos determinados.

Necesito traer un total de 200.000 € de servicio

Trabajaré 48 de las 52 semanas del año 2020 (200.000/48=4166)

Tendré que facturar 4166 € a la semana (objetivo de servicio semanal)

Trabajaré 5 días a la semana (4160/5=832)

Tendré que facturar 832 € al día (objetivo de servicio diario)

Tendré un promedio de 6 clientes al día

Voy a tener un promedio de ticket de servicio de 138,66 €

Tras el desglose de los objetivos, sugiero que publiques los indicadores clave de rendimiento en un lugar donde los verás a diario, como por ejemplo en tu bandeja de color o dentro del cajón superior en tu puesto de trabajo.

4160 € semanales

832 € diarios

ticket promedio de 138 €

Asegúrate de hacer un seguimiento tu progreso. Los expertos dicen que la única razón más común por la que la gente no alcanza sus objetivos es porque olvidan que los fijaron en primer lugar. El seguimiento de tu progreso te permite mirar hacia atrás en los contratiempos que has tenido y pensar en los ajustes que necesitas hacer para evitar que ocurran de nuevo. Esto también te permite evaluar el rendimiento de tu personal. Del mismo modo, el seguimiento te ayuda a saber cuándo recompensarte a ti mismo y a tu equipo por un trabajo bien hecho. Es más fácil dirigirse a una meta cuando tienes algo que desear. Creemos que recompensar a tu personal es clave para lograr los objetivos de tu salón. “Este trabajo pasa factura a las personas. Estás dando mucho de ti mismo todos los días. Tu personal necesita descansos. Pagas extra o bonus para alcanzar metas. Más tiempo para vacaciones. Así serán mucho más felices y productivos,”.

La creación de objetivos SMART proporciona una manera de desglosar los objetivos para que puedas ver el progreso hacia el “panorama completo” que de otra manera podría haber parecido inalcanzable. Si aún no lo has hecho, no es demasiado tarde para establecer tus objetivos profesionales.

Share This Post

Post Navigation

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*